Bonito pescado, Bonito...

5. ALIMENTACION

Este apartado será corto...... entre otras cosas porque la alimentación en una larga travesía en un barco a vela no dá mucho que explicar.

Básicamente hemos tenido a bordo cuatro tipos de alimentos: los frescos, de duración normalmente corta, los de duración media, los envasados, y otros diversos.

Al iniciar la travesía embarcamos frutas y verduras para ser consumidas los primeros días: lechugas, tomates, coliflor, acelgas, pimientos, calabacines, naranjas, pomelos, etc. Casi todas ellas duraron perfectamente unos quince días. La estiba, en sitio fresco y seco (dentro de lo que cabe), la hicimos en unas redes colgando del techo de la cabina dentro del salón.

También embarcamos otro tipo de alimentos frescos que podríamos catalogar dentro de los duración normal o larga: patatas, cebollas, melones, calabazas, ajos, huevos (éstos sin darles ningún tratamiento especial), arroz, garbanzos, judías, lentejas, y todo tipo de pastas. Embutidos de diferente tipo, y en especial bacon ahumado.

Además de todo ello, disponíamos de diversos tipos de envasados (latas, tarros, etc.) que en principio usábamos para enriquecer los platos de arroces, pastas, grano, y patatas: guisantes, remolacha, alcachofa, pimientos, mejillones, anchoas, calamares, etc. También teníamos un pequeño surtido de platos cocinados tipo fabada, callos, pato, etc. Aparte de esto, varias cosas fundamentalmente para desayunos como avena en copos, chocolate en polvo, mermeladas, mantequilla (si es con sal aguanta perfectamente), pan toast.

Y ya como varios, teníamos una buena despensa de chocolate, frutos secos, galletas, frutas confitadas, etc. que sobretodo consumíamos en las horas de guardia.... y a cualquier hora durante el día.

Embarcamos varios panes de tipo payés, o campesino, que nos aguantaron sin enmohecerse casi veinte días (eso si, cada vez un poco mas duro...), pan de molde que consumimos los primeros días, y varias bolsas de rebanadas de pan tostado que venden las panaderías (creo que tostado a partir de las barras de pan sobrante del día anterior). Estas últimas aguantaron perfectamente mas de un mes.